29 junio 2015

La Máquina de churros de Hollywood. 6: Imagínate que eres capaz de imaginar.

Siempre me ha sorprendido la impresionante falta de creatividad del cine estadounidense -de hecho cuando los guionistas de Hollywood hicieron una huelga, me enteré de que había guionistas en Hollywood-: tienen 4 churros y eso es lo que venden; les cambian el tamaño, el color, el envoltorio, les ponen aroma de cacahuete o de tarta de arándanos...pero en cuanto empiezas a comerlo notas que es el mismo churro de siempre.
Si intento encontrar las razones de su poca imaginación, pienso que quizás lo hacen a propósito porque cuando una fórmula tiene éxito es mejor no cambiarla, como la Coca-Cola. Se me ocurre asimismo que haciendo tantas películas es difícil ya encontrar algo original. Por último sugiero algo más psicológico: la teoría de que en épocas de crisis surge la creación, como en el barroco español; de esa forma los imperios agotan la energía creativa en la dominación y no les queda apenas nada para el arte. Puede ser, pero en ese caso España sería muy creativa actualmente...
Quizá simplemente comercial y de calidad son 2 conceptos que cuesta encajar, el hecho es que Hollywood -al contrario de lo que parece- tiene menos imaginación que un canto rodado.
Ahora mismo me estoy diciendo yo mismo para mis adentros: "¡Hombre, exageras, eres injusto!". Así que dispuesto a contradecirme a mí mismo y a convertirme en adepto de la religión -o secta- hollywoodiense, me voy a buscar la prueba que me desmienta. Y encuentro un artículo que se titula "las 25 películas más esperadas en el mundo del 2015 y 2016". He aquí la lista:

1. Dumb and Dumber To (Dos tontos todavía más tontos)- Secuela de Dos tontos muy tontos.
2. Taken 3 (Venganza 3)- Secuela de Venganza 2 Conexion Estambul.
3. Poltergeist- Remake
4. 50 Shades of Grey (50 Sombras de Grey)- Adaptación de la novela homónima.
5. Insurgente- Secuela de Divergente. Jaja, supongo que la siguiente se llamará Detergente.
6. La Cenicienta- Adaptación en imagen real, que, sin duda, destrozará el cuento.
7. Insidious Chapter 3- Secuela de..., sí, Insidious Chapter 2. Churro de terror.
8. Fast and Furious 7 (Rápido y Furioso 7)- Secuela de Rápido y Furioso 6, a su vez secuela de...huy qué cansino.
9. The Avengers 2. Age of Ultron- Secuela de The Avengers.
10. Jurassic World- Secuela de Jurassic Park.
11. Ted 2- Secuela de Ted.
12. Terminator 5. Genesis- Secuela de Terminator 4. La Salvación.
13. The Minions- Secuela de Gru, mi villano favorito. Churro de dibujos animados.
14. The Piece of Eden (Assasins Creed)- Adaptación del videojuego.
15. Objetivo Londres- Secuela de Objetivo la Casa Blanca. Jajajaja.
16. El Conjuro 2- Secuela de Annabelle. El Conjuro. Churro de terror.
17. Bond 24 -007- Secuela de James Bond. Skyfall, etc.
18. Los Juegos del Hambre: Sinsajo 2 (The Hunger Games: Mockingjay)- Secuela de...sí, lo habéis adivinado.
19. StarWars: Episodio VII- Secuela de StarWars VI.
20. Misión Imposible V- Secuela de Misión Imposible IV.
21. WarCraft- Adaptación de un videojuego.
22. Batman and Superman: Dawn of Justice. Sin comentarios.
23. The Amazing Spiderman 3- Secuela de The Amazing Spiderman 2.
24. Live by Night.
25. X-Men: Apocalyse- Secuela de X-Men. Días de Futuro Pasado. Jojojojo, qué chispa.

Hay una cosa extraña: la 24, Live by night, no es una secuela, precuela, adaptación de una novela, cuento infantil, videojuego o cómic, "spin-off", versión, o mezcla de 2 pelis. Una entre 25.
No serán las únicas superproducciones churrescas de este año; tenemos también:
-Bienvenidos al Ayer, con el original tema de "un grupo de amigos construye una máquina del tiempo".
-El Francotirador, sobre héroes en Irak.
-La nueva entrega de la saga Paranormal Activity: The Ghost Dimension.
-Expendabelle, "spin-off de The Expendables (Los Mercenarios).
-El Exótico Hotel Marigold 2.
-Flash Gordon, adaptación del cómic.
-GI Joe 3.
-Tintín 3.
-Bob Esponja, adaptación de los dibujos animados..
En fin, para qué seguir. A pesar de que vuestros guiones podría pergeñarlos en 10 minutos cualquier persona mientras hace de vientre, ¡Enhorabuena, churreros de Hollywood! En el fondo os admiro porque es difícil tener tan poca imaginación.

25 junio 2015

La Máquina de churros de Hollywood. 5: "I like to be in America".

"I like to be in America", cantaban los portorriqueños en West Side Story, queriendo decir al parecer que querían vivir en Estados Unidos y como si Puerto Rico estuviera en Oceanía.
Efectivamente, en Estados Unidos piensan que el país se llama América y que sus gustos y actitudes son universales. Lo malo es que cuando repites algo muchas veces la gente lo acaba adoptando, lo percibe como natural y termina por olvidar que lo ha imitado. Así en todo el mundo casi nadie se da la mano ya como saludo informal sino que nos chocamos las palmas en alto o entrelazando los pulgares cual afroamericano de color; los futbolistas españoles acompañan el gesto con un choque de pecho con palmadita en la espalda simultáneamente: la mitad de ellos juraría que es un gesto tan tradicional como el schotis.
Hollywood impone gestos al mundo, temas, intereses, valores.
Últimamente he visto en la televisión española a un tipo de público de concurso o "reality shows", ése que está pagado, ha hecho un casting y debe actuar, no sólo estar. A la orden del regidor se levanta, baila, da palmas, se ríe ostentosamente y parece gozar cada minuto de las 9 horas de grabación. Patético. Dentro de esta ridícula actuación está la gestualización estadounidense, es decir, con exageración, falsa sorpresa y carencia de sentido del ridículo; por ejemplo el entrevistado dice; "Pues sí yo perdí la virginidad a los 15 años". El público responde ante esta frase con un "Ohhhh" al unísono, seguido de un "Wow wow" o ladrido de aprobación, se echa las manos a la cabeza, después a la boca, abre los ojos como platos hasta que están a punto de salirse de las órbitas, y, en fin, se dedica a hacer el gilipollas para demostrar explícitamente que la frase es exciting, amazing e interesting.
En los selfies es ya costumbre universal aparecer con los dedos haciendo el símbolo de la victoria..¿victoria?¿sobre qué? Se han tomado una copa, están en un parque, estaban mandando un mensaje de Whatsapp, da igual, victoria...
La industria de Hollywood y su gobierno son tan poderosos que son capaces de hacer que veamos cualquier cosa por muy lejos que esté de nuestros gustos y de nuestra mentalidad. ¿Quién no se ha tragado una película de Cheerleaders, o de fútbol americano, o de Bowling, de streaptease de barra, de rodeo yanqui, de un concurso de belleza infantil, de una despedida de soltero chorra en Las Vegas, o de la lucha libre infantil ésa que les gusta tanto? Todas esas mamonadas nos importan muy poco pero a pesar de ello se van introduciendo poco a poco en nuestras vidas.
En cuanto a la mentalidad, nos colocan ideas tan extrañas en nuestra cultura como la del buenrollismo (por ejemplo, la policía escolta al protagonista y corta el tráfico para que no llegue tarde a su boda), la redención o segunda oportunidad, la relación amistosa entre héroes, carente de palabras cariñosas pero con un gesto y una frase final de la que se deduce todo lo demás (por ejemplo, después de salvar el mundo, los 2 duros se despiden con un escueto "Cuídate" de uno, al que el otro responde con un cuarto de sonrisa; pero esa palabra y ese gesto (y esa música) significan más que 2 horas de reflexión filosófica).
Hay un tema muy estadounidense que hasta ahora no ha entrado en nuestra mentalidad -pero todo llegará-: se trata del llamado "mi mierda es importantísima". La idea es que hagas lo que hagas eso es la ostia y hay que darlo todo para que tu sueño se cumpla (de hecho se cumple en la última escena, siento desvelarlo). Por ejemplo, puede ser el campeonato de bomberos del Condado bajando por la barra que llega al camión en el menor tiempo posible; siempre es un reto importantísimo, sea evitar la 3ª Guerra Mundial o vender tartas de manzana para ayudar a que no derriben el edificio donde viven unos ancianitos encantadores. "Mi sueño es llegar a la final de dardos del pub y haré todo para obtenerlo. Sí, tendré altibajos pero me ayudarán a superarlos; cuando esté a punto d abandonar, la camarera me soltará una chapa emotiva, que será un revulsivo...Y al final, ganaré en el último minuto, en el último dardo, ése que lanzaré después de acordarme de mi abuelo y tras echar una mirada furtiva a la camarera que me guiñará el ojo y levantará los pulgares...". Joer, basta, a cagar con toda esa moralina barata.
Pero ya digo que todo llegará: en un futuro no muy lejano veremos al camarero de la tasca entrenarse para hacer los cubatas por la espalda, a la dependienta torpe doblando las camisetas cada vez más rápido con la ayuda de sus compañeras, niños que recorrerán la ciudad entera en bicicleta para llegar justo a tiempo de recitar un poema en la escuela; ciudadanos orgullosos de haber evitado una masacre, o de haberle comprado tomates al tendero con problemas económicos.
Redención.